22 de Octubre 2014

Probablemente hayas escuchado hablar antes de coaching espiritual y te preguntes de qué se trata todo esto. Para resolver tus dudas acerca de esta temática vamos a responder algunas preguntas que tienen que ver con el coaching espiritual y lo relacionado a él.

Qué es el coaching espiritual

Esta disciplina, según muchos entrenadores, ayuda a encontrar respuestas a tu espíritu basándose en preguntas y análisis de preocupaciones llegando a ser una experiencia enriquecedora pues el entrenador espiritual suele hacer preguntas específicas ofreciendo un espacio cómodo y relajado para realizar una búsqueda profunda de respuestas. A medida que las respuestas a los diversos problemas se van encontrando el entrenador de coaching espiritual va proporcionando asesoría adecuada. En otras palabras, partiendo del hecho de que sólo uno mismo conoce bien sus problemas, es más fácil encontrar una solución y seguir el consejo propio en lugar del de una persona y así llegar a una solución más acertada. El objetivo del coaching es simplemente ayudarte a encontrar las respuestas tú mismo.

Coach Espiritual


¿Qué preguntas se pueden tratar con un coaching espiritual?

Esta es una pregunta que se hacen muchísimas personas. Ya que el coaching espiritual no es una disciplina tan común como otras formas de entrenamiento es muy normal no saber qué preguntas hacer exactamente o qué preocupaciones concretas pueden tratarse con el entrenador. Sin embargo conviene tener en cuenta que un asesor de coaching espiritual no podrá tratar algunos temas concretos contigo como tu salud física, salud mental y cuestiones legales. Por esta razón un asesor de coaching espiritual nunca podrá ni estará autorizado a extender diagnósticos de enfermedades o hacer recomendaciones en las áreas que no les corresponden.

Coaching personal Juan Luis


¿Es confidencial la información proporcionada?

Los entrenadores de coaching espiritual, como los sicólogos, consideran totalmente confidencial la información que se comparta con ellos, la consideran incluso sagrada. De hecho el asesor debe proporcionar una certificación de confidencialidad firmada antes de comenzar con las sesiones de coaching. Esto es para que quede claro entre el usuario y el entrenador que cualquier información que compartas con él sea considerada confidencial y no será expuesta fuera de las sesiones.

¿Qué puede esperarse durante las sesiones y cuánto duran?

Todo esto depende del entrenador espiritual. Las sesiones pueden ser en persona o por teléfono, aunque debido a las distancias la mayoría prefiere hacerlo por teléfono. Aunque la duración de cada sesión varía también según el entrenador, el intervalo suele ser entre 40 minutos a una hora. La variación dependerá también de asegurarse que el usuario ha avanzado en su tema a tratar y lograr un cierre natural de cada sesión, por lo que también dependerá de cada persona. Muchos entrenadores espirituales podrían ofrecer una sesión gratuita a fin de conocerte un poco mejor y viceversa, y así averiguar más acerca de tu preocupación. Puedes aprovechar estas sesiones para comprobar con tu entrenador si tus preguntas son las correctas y las aptas para recibir la ayuda, en caso contrario puede que tu asesor de coaching espiritual te refiera al profesional adecuado para tratar tu inquietud. Desde luego, recuerda que también tú tienes el derecho de decidir si elegir ese asesor espiritual o referirte a otro si lo ves necesario.